Sobre el bosson de Higgs o Partícula de Dios

Acaban de localizar el Bosón de Higgs. Se trata de una partícula que debería existir para confirmar una teoría sobre el origen de la materia. Como hemos estudiado en el colegio (supongo), todos los seres vivos o inertes se componen de moléculas, que a su vez están formadas por átomos, los cuales tienen un núcleo con protones y neutrones y unos electrones en órbita alrededor. Todos ellos a su vez, están formados por diferentes tipos de fermiones (e.g. quarks y leptones) y sus fuerzas de unión. De tal modo que, aunque parezcan sólidos, realmente los cuerpos tienen más espacio vacío que materia. Poco a poco, se van descubriendo nuevas partículas de más alta energía que resultan de la descomposición de los núcleos de los átomos lanzados unos contra otros a gran velocidad en los aceleradores de partículas.

Ahora parece ser que han encontrado la partícula que facilita que la energía se transforme en materia. Simplemente porque crea un campo, el campo de Higgs al que tienen que enfrentarse las otras partículas. El esfuerzo contra el campo de Higgs crearía la noción de ‘masa’ según la ‘teoría estándar’. A alguien le dió por llamarle la partícula de Dios, como podrían haberle llamado X. Esta teoría es bastante consistente y funciona muy bien pare explicar el comportamiento de la materia en casi todas las circunstancias, pero tiene sus limitaciones, como cualquier teoría. No explica el origen del universo (aunque si la evolución que siguió desde los primeros nano-micros segundos después del llamado Big-Bang) y no puede explicar el comportamiento de la materia-energía cuándo nos acercamos a los límites de Planck. Los límites de lo muy pequeño -o visto de otra forma- de lo muy muy energético. Y recordemos que tampoco se acaba de reconciliar los modelos estándar y sus fuerzas con la relatividad general y la gravitación. Hay muchas otras teorías que intentan avanzar en un campo u en otro (cuerdas, supercuerdas, n-“branas”, etc), pero todas presentas problemas de consistencia (y de complejidad matemática en sí, todavía irresolubles con el conocimiento actual) todavía mayores que el ‘modelo estándar’.

El caso es que ni esta teoría ni ninguna otra contradice la existencia de Dios, ya que aún suponiendo que cualquiera de éstas partículas (fermiones, cuerdas o lo que sea, y sus bosones de fuerza) sean los últimos componentes de todo lo que existe, alguien tiene que haberlos creado (y en eso, en la creación, toda teoría falla). Y su disposición no se debe al azar, ni las relaciones que los sustentan, ni las múltiples combinaciones que puede llegar a alcanzar la materia. De hecho, lo que encuentran los investigadores, es que cualquier variación por mínima que sea en cualquiera de los parámetros que constituyen todas esas partículas y fuerzas (si el electrón tuviese un poquitito más de masa, si la fuerza nuclear débil o fuerte fuesen un poquito más fuertes o más débiles, etc., nuestro universo y la vida no habrían sido posible (o bien el universo se hubiera expandido y enfriado ya mucho o se habría colapsado, por poner un par de ejemplos). No puede ser por casualidad la inmensa variedad de seres vivos y materiales que existen. Algunos seguimos creyendo que la creación es racional (se puede comprender), pero no deja de ser sobrenatural. A veces me gusta creer en Dios sentado en su tablero de diseño (yo soy Ingeniero) ajustando y preparando todas las sutiles constantes
de las leyes físicas del universo (que en realidad parece que pueden ser muy muy pocas), para terminar diciendo aquello de “¡Hágase la Luz!” … y la Luz se hizo.

Por último, recordemos que la física crea modelos matemáticos que tratan de describir (en fórmulas …) el universo, pero no ES el universo. Simplemente hacen predicciones de cosas que luego se pueden comprobar. Nos da una herramienta para estudiar y tratar de comprender las interacciones y la evolución de las cosas en base a ‘fuerzas’, ‘partículas’, fórmulas, etc., ¡pero no quiere decir que el Universo sea así! De alguna forma el Universo real no lo vemos con nuestros ojos, simplemente lo expresamos y tratamos de entender con fórmulas y modelos matemáticos. Puede que haya además muchas otras realidades que no vemos (que estén fuera del alcance de nuestros sentidos) y que por tanto no podemos ni estudiar ni modelizar. (Colaboración especial de mi marido)

http://susana-minuevavida.blogspot.com.es/2012/07/el-boson-de-higgs-la-particula-de-dios.html

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: